Nacimiento del blog

Abrimos hoy un espacio nuevo de reunión de las gentes de Fuentes donde esperamos vuestros comentarios, fotos, anécdotas.....
Bienvenidos.


lunes, 15 de febrero de 2010

EL CARNAVAL EN FUENTES DE CARBAJAL.

El “Carnaval” ha llegado, pero en Fuentes como por todos es sabido, hace muchos años que no vemos niños ni mayores disfrazados. El motivo, por todos es conocido: ni quedan niños, y lamentablemente a penas quedan mayores. Pero no perdemos la ilusión por ello. Los pocos que aún estamos, aunque sólo sea de fin de semana, celebramos lo que toque, en este caso, si hay que disfrazarse, “a disfrazarse toca”. Por lo tanto en esta ocasión, vamos a enfocar esta entrada desde el punto de vista del recuerdo y recurriré a un buen artículo de Juliana González, colgado en el portal de “mis pueblos” por su hija Marimar, que nos da una visión muy completa de lo que fueron los carnavales en los años 40/50..
Sólo quisiera añadir que mis recuerdos de los Carnavales en Fuentes, son escasos, los pocos años que los celebramos, fueron como cuenta Juliana, pero con menos niños: nos vestíamos con los trapos que aparecían por casa, nos pintábamos con las barras de labios que encontrábamos…muy de andar por casa; salíamos cantando y bailando puerta a puerta, y la gente nos obsequiaba con dulces, patatas, huevos, embutido, alguna propinillas,…Lo cogíamos todo y a merendar la tortilla de escabeche. Lo que recuerdo con mucho cariño, era la elaboración de esos dulces típicos de esta época: “las orejas”, todavía tengo presente el olor de la sartén donde mi madre freía estos dulces en la cocina de carbón, ¡qué paliza se daba!.
Este fin de semana, quisimos recordar un poco lo que eran estas fiestas, con dulces incluidos. Mi hermana Olvido y mi sobrina Begoña, se lucieron en la cocina, mi madre y Carmen de ayudantas, las catamos, y bien buenas que salieron, aquí os dejo la receta (una de tantas, en cada zona suelen variar algunos ingredientes), que es muy sencilla:
Ingredientes: aceite + leche + huevo + zumo de naranja (ó aguardiente) + harina (la que se necesite, se suele echar ésta hasta que la masa no se pegue en la mano). Se mezcla la masa y se estira muy finita con un rodillo, se recorta al gusto y a freir a la sartén. Una vez empiezan a coger color, se sacan para la bandeja y se espolvorean con azúcar (se puede mezcla con canela). ¡¡Y a comer!!!
Aquí os dejo algunas fotos del fin de semana.

JULIANA GONALEZ: En los carnavales la gente hacía carnaval aunque estaba prohibido, pero en los pueblos nadie decía nada y esos días por la tarde fiesta. El lunes de carnaval sacaban los torreznos los quintos que se tallaban aquel año y luego invitaban a las mozas y tenían merienda; los niños y niñas nos vestíamos de carnaval con lo que pillábamos en casa y a pedir por las casas. Llamábamos y luego cantábamos y salían los de casa. La canción decía así:
Aquí está la
estudiantina
de Fuentes de
Carbajal

sacando los torreznos
el lunes de carnaval.
Vivan y revivan
los amos de
casa

y también los niños
que los torreznos sacan.

Si nos daban decíamos:

Estas puertas son de pino,
aquí vive un buen vecino.

Y si no nos daban, lo contrario:
Estas puertas son de palo
aquí vive un gran marrano.

Nos daban patatas, chorizos, huevos, cada cual lo que tenía. Los mayores de la cuadrilla hacían la tortilla, llevábamos de casa el plato, pan y cubierto y a comer; lo pasábamos bien.Las mozas se disfrazaban de carnaval con rodaos de estameña, amarillos o rojos y pañuelo de Manila y otras de neveras con vestido negro y cosían motas de algodón en rama; algunas veces hacían hasta boda, recuerdo un año que la novia Primi y el novio Máximo, hermano de José del Río, que es alto y ella bajita , les llevaban en un carro, tiraban de él tres o cuatros burros, corrían todas las calles del pueblo.Y cantaban así estos versos:
El martes de carnaval
de gitana me vestí
y en un gran salón de baile
a mi novio perseguí
gitana mía, gitanagitana mía, por Dios
dime la buena ventura
las suerte que tengo yo.
Tengo dos comprometidas,
comprometidas las dos,
la una es alta y morena
la otra rubia como el sol.
No te cases con la rubia
que serás un desgraciao
cásate con la morena
y serás afortunao.
Se reunía la gente en el juego pelota, hoy plaza del pueblo, allí se hacía de todo, pasábamos la tarde fenomenal hasta que no había sol. Después de cenar había baile y un señor hacía de usarapa se vestía con una sábana blanca llevaba dos luces en la frente, los ojos pintados de rojo, llevaba arrastrando unas cadenas, arrastrando por el suelo unas uñas largas y negras y al entrar en el salón apagaban las luces y vaya miedo que pasábamos; gusta verlo pero imponía y el paisano metía mano a la que pillaba así, se pasaban los carnavales. Recuerdo una hazaña que hicieron mi hermana Pili, que Dios tenga en la gloria, y Chencha, entraron en casa de la madre de Eleuteria, no había nadie en casa, la cogieron el puchero del cocido que tenía a la lumbre, lo sacaron a las eras y las dos bailaban alrededor de los garbanzos al momento, llegó ella y aumentó la fiesta. Se puso a bailar con ellas, la gustaba mucho la juerga, lo celebró mucho no la pareció mal, los garbanzos no se como estarían a la hora de comer porque, un poco si que le cortaron la ebullición, seguro que no paso nada los comerían como fuera y suerte que tuvo que no la sacaron el chorizo, si lo tenía, porque entonces estaban contados para los días de fiesta como comer fideo, porque si te ponías ropa nueva luego era muy corriente decirte ¡amigo hoy tienes ropa de comer fideo! porque el resto de los días era de miga de pan, pero por esto nos poníamos fuertes y resistíamos bien para enredar; porque gracias a Dios bien que nos explotaron, entonces éramos todos por igual así que, mal de muchos consuelo de tontos y tan contentos.
Otra costumbre en Carnaval: Cuando una pareja de novios se casaba en época de carnaval o en fechas próximas, los llevaban en palio; lo hacían con un colcha de la cama, ya usada, la ponían cuatro palos a los extremos y ya esta el palio, se metían los novios debajo y los padrinos lo llevaban. Las mujeres casadas se vestían con mantos de estameña de colores y un pañuelo del ramo bordado preciso; contrataba a un señor de Carbajal, Pepe Solo, que tocaba el tambor y la pipa y al son de la música bailaban. Mi madre era una del grupo. También hacían el árbol, era un palo un poco grueso, alto, le ponían unas cintas de colores y al son de la música bailaban y a la vez lo iban trenzando hasta el final, era bonito, luego los de la boda los invitaban a unos dulces. Así que, ese día fiesta para todos, se cantaban los pajarcitos, eso ya se acabó, los chavales íbamos a la ventana a escuchar, nos conformábamos con el olor. Entonces si el novio era forastero, de otro pueblo, tenía que pagar el piso, daba a los mozos vino y tabaco y eso era porque les llevaba una moza del pueblo”.

12 comentarios:

Pili dijo...

Q buenas las orejas!Mi tia Juliana las hace muy ricas.Viendo en las fotos como las haciais y como han kedado me estaban dando una envidia.Creo que hasta podia olerlas...que pena no haberlas podido catar.
Vaya guapisimos que están Noel y Luna disfrazados.Más vale que aún están ellos y Nacho y Carmen para que descienda la media de edad.
Saludos

Jesús dijo...

Hola, hace mucho que no escribo pero es que este curso no me esta dando la vida para casi nada. Primero felicitaros por los grandes cambios en la Iglesia, tengo ganas de verlos en directo, seguro que todo queda bien chulo. Y segundo la receta de las orejas, haber si me podéis poner las cantidades del aceite, leche, huevos, la harina es la que acepte la masa y el aguardiente, supongo será un chorro. Me apetece ponerme a hacerlas. Recuerdo haberlas comido aquí en Pamplona hechas por mi abuela Felisa y, por supuesto, en casa de mi tía Juliana.
Y ya que va de postres y estamos en cuaresma también incluid la receta de la torta de miel, esa si que la hace bien mi tía.

Un abrazo grande y espero la receta para ponerme a ello.

Jesús

fuentina dijo...

Ingredientes:
- 350 gr. de liquidos ( ejemplo 160 gr. de leche, 120 gr huevos( uno o dos huevos ) 50 gr. aceite, 3 tapones de anis de la botellita, 20 gr. de mantequilla .
- 1 cucharadita de sal,
- 600 gr. de harina
- 1 nuez de levadura prensada
Haces una masa y dejas reposar. Estiras , que te quede más fino que el papel. Lo fries en aceite de girasol y espolvoreas con azúcar y canela.
Y a ponerse "morao".OJO con esas cantidades me salen tres bandejas, a invitar a los amigos....

Pili dijo...

Ya no tienes excusa,Jesús,a ver si tienes un poco de tiempo y nos deleitas con unas orejas,q seguro q te salen mu bien,con lo cocinillas q eres!Yo tb apuntaré la receta,por si a Jesús no le quedan bien...je,je
Besos

dani dijo...

Bueno Jesus,
No te queda mas remedio que ponerte a ello!!!! como salen 3 bandejas...ya pasaré a buscar una...
besines,
dani

susana dijo...

Vaya pinta que tienen las orejas que estan haciendo Bego y Carmen en las fotos!!! mi madre las hacia superrrrr buenas, mi hermano y yo estabamos deseando que llegaran los carnavales para que nos hiciera montañas de ellas!!!
Yo aqui en francia hago crepes (que es lo que se estila) pero vamos que donde estan unas buenas OREJAS que se quite todo!!

Pili dijo...

Bueno Susanita,a ver si catamos tb tus crepes,q todo nos viene bien,demasiado bien...Ya te contaré como le salen las orejas a Jesús,aunque casi podría asegurar, desde ahora, q mu buenas.Nos hizo un año un rosco de Reyes "cojonudo",más vale q no se enteró Dani,pq ese si que era enorme,y hubiera venido a por un trozo,je,je.Nos reimos mucho con mi sobrina,Esther,pq decia q la masa parecia una boina.
Besos

Marimar dijo...

Bueno primo, yo te voy a dar la receta de tu tía Juliana que es más de andar por casa y que no haya suspicacias.
- 1 huevo.
- 1 tacita de leche (de las de café)
- 1 tacita de manteca (puede sustituirse por aceite)
- azúcar al gusto
- harina.
Mezclar el huevo y la leche. Añadir la manteca derretida, remover y un poco de azúcar. Ir añadiendo el harina y cuando ya no la puedas mover la cuchara (de madera por supuesto) volcar en la mesa, a la que se le habrá espolvoreado un poco de harina y manos a la masa, ir añadiendo harina hasta que se despegue de los dedos suavemente. Es muy importante trabajar mucho la masa. Dejar reposar medio día y extender con el rodillo (antes volver a trabajarla otro poco) cortar, freír en abundante aceite a fuego medio – alto y cuando las saques espolvorear con azúcar.
Consejo para sacarlas del aceite lo mejor es una aguja larga, como la de las brochetas, en el pueblo usamos una varilla de paraguas de los de antes.
Ah! no se permiten gotas de sudor en la masa.
La receta de las tortas ahora mismo no la encuentro pero como mañana me voy para la tierruca ya le pregunto a mi madre.

Jesús dijo...

Muchas gracias por las recetas, cuando las haga tranquilos que os pongo al corriente, no se cuando será pero será.

Un saludo a todos

Jesús

Jesús dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Ana Ortega. dijo...

Buena la has liado, Jesús. Te lo voy a poner un poco más difícil. Te reto a que practiques este año con las orejas de Carnaval, y el próximo año, les demostramos a todos los seguidores de este blog tus progresos, pero en Fuentes. Qué te parece?? Te animas?? Un besote para todos.

Marimar dijo...

Hola a tod@s, ya estoy de vuelta por los Madriles y como prometí ahi va la receta de las tortas de miel. Por cierto que tengo una compañera de trabajo a al que la encantan (cualquier dulce que traigo de nuestra querida y añorada tierra)

Hay que poner la misma cantidad de manteca de cerdo que de vino (del que tengas). Una buena cantidad es:
- 1 tacita (de café) de manteca.
- 1 tacita de vino.
Harina la necesaria.
Se derrite la manteca y se añade la harina y el vino; muy importante no dejar enfriar la manteca porque sino se vuelve sólida (parece una tontería lo que acabo de decir pero la manteca enseguida se solidífica). Se empieza a trabajar, con las manos y se va añadiendo harina hasta conseguir una masa consistente se extiende y se deja con un grosor de medio dedo (creo) bueno, lo suficiente para que se pueda pellizcar para hacer los picos y alrededor como una cenefa. Ay! primo no se como explicarlo. Hornear y añadir la miel cuando este fría.
Dentro de un mes (por tortillero) me voy otra semana me ha dicho tu tía que vamos hacer, así que haré unas fotos o un vídeo con la cámara de fotos y lo envío para que lo cuelguen.